suscribirse

74 Vistas

¿Podría nacer un nuevo volcán? Temor ante enjambre sísmico en Michoacán

Michoacán ha acumulado alrededor de 4 mil 102 microsismos en lo que va del 2020, provocando un enjambre sísmico. Del 1 de mayo al 8 de junio se registraron 242 microsismos en la región de Uruapan y el corredor volcánico Michoacán-Guanajuato.

Imagen

Estos enjambres sísmicos (conjunto de temblores pequeños) se han presentado en esa misma zona en 1997, 1999 y 2006, al igual que en diferentes entidades como Durango, Chiapas y la Ciudad de México donde los movimientos se presentan varios días y después cesan.

De acuerdo con el director del Centro de Estudios Mexicanos (CEM) UNAM-Costa Rica, Carlos Valdés González, señala que es muy importante vigilar y monitorear los enjambres sísmicos, dado que son precursores de un nuevo volcán.

También destacó que esto puede presentar diversos riesgos a la población local si se presentan acompañados de otros factores.

“La principal pregunta que nos surge es la posible actividad volcánica, porque México es un país volcánicamente activo, especialmente en esa región, donde hay más de mil 200 volcanes pequeños en el llamado campo de volcanes de Michoacán-Guanajuato”, destacó el también investigador del Instituto de Geofísica (IGf).

Por su parte, el también investigador del IGf, Denis Xavier Francois Legrand enfatizó que, aunque la ocurrencia del enjambre sísmico es una condición importante, no es la única para que surja un nuevo volcán, por eso es importante que haya una constante vigilancia científica.

Además, agregó que “estos enjambres suponemos que están asociados al movimiento de magma, pero no siempre llegan a la superficie”.

A su vez, Luis Antonio Domínguez Ramírez, profesor de la Escuela Nacional de Estudios Superiores (ENES) Morelia, ha recomendado a los habitantes cercanos a la zona de los movimientos sísmicos que sigan atentos en caso de presentarse factores como las emanaciones de gases.

“La emisión de gases es hasta cierto punto fácil de detectar por el olor a azufre, así como las manifestaciones hidrotermales y afectaciones a la vegetación, que se secan cuando recibe temperaturas mayores a las acostumbradas desde el suelo, además de que contamos con el apoyo del Servicio Sismológico Nacional para los movimientos sísmicos”, argumentó.

Aunque no haya información concluyente, los investigadores recomiendan continuar con una estricta vigilancia científica en la zona, estar pendientes de los mapas de riesgo y seguir las recomendaciones de las autoridades.

Más información: Reporte Especial. Secuencia sísmica del 30 de mayo al 11 de junio de 2021. Michoacán (M 4.2)

Comparte el post

Ad

oportunidades

Dejar un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.