Saltar al contenido

Narcocracia

La presunta complicidad y pacto con el narco de parte de Andrés Manuel López Obrador, es un tema público y político que ya es un debate permanente, el propio AMLO ya demuestra enojo por el mismo, y a su estilo pide pruebas y hace señalamientos, se ve enojado.

Pero sus dichos retadores dan a entender la posibilidad de que el pacto sea tal que esta entregándole territorios al crimen organizado, esa presunción de relaciones con el narco no es nueva en política, ya tiene tiempo que se habla narco políticos y hasta de políticos narcos.

Andrés Manuel López Obrador se ha encargado personalmente en que la presunción se convierta en afirmación, se defiende con Calderón y su guerra contra el narco, pero sus dichos y hechos, como lo de «abrazos, no balazos» solo han generado que el llamado crimen organizado actúe con total impunidad y la cifra de víctimas lo confirma, así como la humillación a las fuerzas armadas, el llamado «culiacanazo» fue una rubrica a ese pacto, el saludo posterior a la mamá de Guzmán Loera la reafirmación y la reciente gira en el «triangulo dorado», pasa a ser el refrendo de dicho acuerdo.

De venta en Amazon | Así logró que sus seguidores lo defendieran a capa y espada: 10 claves.

Andrés Manuel niega cualquier sociedad, pacto o colusión  con el narcotráfico y pide pruebas que lo demuestren , se le acusa de narco, no de tarugo, lo que si es evidente es que hay sumisión al poder del crimen organizado, él dice que también son seres humanos, nadie lo niega, pero su evidente poder que sojuzga a las fuerzas armadas y policiales, hace que la inseguridad haga tener bajo el miedo a la sociedad en su conjunto, la negación por medio del mensaje de aceptación de complicidad, lo hace ver como alguien que lo que menos le interesa es darle seguridad a sus gobernados.

Las opiniones que prácticamente aseguran tener conocimiento de un pacto entre AMLO y el narcotráfico, tanto de Porfirio Muñiz Ledo y Francisco Labastida, pasan a ser parte de las expresadas por diferentes analistas, columnistas, periodistas y hasta de estudiosos de las políticas de seguridad internacional, las cuales son coincidentes, así tenemos que hasta la DEA tiene información que puede confirmar la sociedad del narcotráfico con funcionarios de alto nivel dentro del Gobierno Lópezobradorista.

Se habla de que el narco ha pasado a ser operador electoral de Andrés Manuel López Obrador y su partido MORENA, asi se vio en el llamado «corredor del Pacífico» tras las elecciones de 2021, los seis estados que tienen elecciones el 5 de Junio, pueden ser la confirmación de que ya MORENA es un apéndice del narco y no un partido político que haga proselitismo de la manera regular, si no por medio de la operación de amenazas del crimen organizado el día de la elección, habrá que esperar lis resultados y de ahí habrá confirmación de lo que ya se asegura.

Andrés Manuel López Obrador ya no tiene tiempo, ni dinero del gobierno, su deseo de establecer la continuidad de su proyecto político, ya sea por heredad vía dedazo o por imposición, con ayuda de aquellos que se han beneficiado con el manto de impunidad que casi por decreto ha establecido López Obrador, para beneficio de los grupos delincuenciales que prácticamente ya se dividieron el país en territorios propios, queda solo evitar por la vía de la participación democrática, de todos los mexicanos, Andrés Manuel López Obrador puede pasar de tratar de imponer una autocracia, a ser complaciente y hasta promotor de que México pase a ser una total… Narcocracia.


Miguel Ángel Hernández Albarrán

Twitter: @miguelanh

Opinador e irreverente de la política
Guerrero y guerrense de corazón

Los comentarios realizados por las plumas invitadas en dlpoder.com reflejan perspectivas y análisis personales. DLpoder es un medio de comunicación democrático en donde todas las perspectivas aportan valor y son respetadas sin discrepancia.

Al navegar en este sitio aceptas las cookies que utilizamos para mejorar tu experiencia   
Privacidad